Saltar al contenido
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Seis Minutos de Lectura: La Clave para un Alivio del Estrés Efectivo y Sin Costo

Seis Minutos de Lectura: La Clave para un Alivio del Estrés Efectivo y Sin Costo

En un mundo donde el estrés se ha convertido en un compañero constante, encontrar métodos efectivos para combatirlo es esencial. La Organización Mundial de la Salud describe el estrés como un estado de tensión mental provocado por situaciones desafiantes que enfrentamos, lo que lleva a una presión psicológica y a un notable malestar físico.

Aunque el estrés es una respuesta natural a las amenazas y estímulos externos, una mala gestión del mismo puede ser perjudicial para nuestra salud mental y bienestar general.

El Estrés: Un Amigo y Enemigo

Seis Minutos de Lectura: La Clave para un Alivio del Estrés Efectivo y Sin Costo

Es innegable que una cierta cantidad de estrés es beneficiosa. Nos brinda la energía necesaria para enfrentar el día, mantenernos alerta, concentrarnos, y tomar decisiones cruciales. Sin embargo, el problema radica en cómo manejamos el estrés; es nuestra reacción hacia él lo que determina cómo afectará a nuestra salud mental y bienestar.

Desde hace mucho tiempo, se conocen diversas estrategias para aliviar el estrés, como hacer ejercicio, mantener un buen círculo social, cuidar nuestro sueño, moderar el uso de pantallas y seguir una dieta balanceada. Pero, a menudo, las exigencias de la rutina diaria hacen que la constancia en estas prácticas sea un desafío.

Una Solución Sencilla y Eficaz

El neuropsicólogo cognitivo David Lewis trae una nueva perspectiva a este escenario. Sus investigaciones, divulgadas por la Universidad de Sussex, revelan un método sencillo y efectivo para aliviar el estrés diario.

Según el doctor Lewis, dedicar tan solo seis minutos al día a la lectura puede reducir el estrés en un 68%, ya que ayuda a disminuir la tensión, la frecuencia cardiaca y la producción de cortisol, la hormona vinculada al estrés.

La Lectura Superando Otras Formas de Relajación

Lo que sorprende es que, al comparar la lectura con otras estrategias, se encontró que leer es más eficaz para reducir el estrés que otros métodos de relajación. Superó a escuchar música o podcasts, meditar, tomar una bebida caliente o incluso dar un paseo tranquilo.

La lectura proporciona una distracción efectiva de las preocupaciones y pensamientos recurrentes, permitiendo que nuestra mente entre en un estado de fluidez, libre de interferencias. Es una manera de desconectar y descansar la mente, ofreciendo un reinicio necesario en nuestro ajetreado día a día.

David Lewis afirma: “tan solo 6 minutos diarios de lectura son suficientes para reducir el estrés en un 68%, ya que disminuye la tensión, la frecuencia cardiaca y la producción de cortisol (la hormona que ‘fabrica’ el estrés)». Esta simple práctica nos acerca un paso más hacia una mejor gestión del estrés, una necesidad imperante en la sociedad actual. Así que, la próxima vez que sientas la presión acumulándose, tal vez sea el momento de tomar un buen libro y dedicar unos minutos a la tranquilidad que la lectura puede proporcionar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *